Buscar este blog

20 de marzo de 2014

HIGIENE BUCAL DEL PERRO I



Amigos del Perro presenta una nueva campaña para promover y mejorar la salud dental de nuestros perros: limpieza dental (con anestesia general) por solo 80€, en la Clínica Veterinaria de Amigos del Perro (Lugones) del 15 de abril al 15 de mayo de 2014. ¡Pide ya tu cita!



La enfermedad periodontal es una de las enfermedades más frecuentes de la cavidad oral en perros. Todos los perros a lo largo de su vida se ven afectados en mayor o menor medida. Es el resultado de la proliferación bacteriana en la corona de los dientes. Esto desencadena una reacción inflamatoria en las encías (gingivitis).




Los perros de raza pequeña (menos de 8 kg) se ven más gravemente perjudicados y antes, en particular sus incisivos y las caras internas de sus dientes. Cuanto más pequeño es el perro, mayor volumen ocupan sus dientes en la mandíbula. De este modo, cuando existe periodontitis, la destrucción progresiva del hueso alveolar a lo largo de la raíz puede poner en peligro la solidez de la misma mandíbula.

La placa dental bacteriana es una película bacteriana natural (biofilm) que se desarrolla en la superficie de los dientes. En la cavidad oral existen más de 350 especies de bacterias conocidas. Por lo tanto, esta enfermedad periodontal no está provocada por una única especie bacteriana. Estas bacterias se acumulan en gran número en la superficie visible de los dientes, luego se extienden bajo la encía (placa subgingival). Un miligramo de placa dental contiene aproximadamente 10 millones de bacterias. Al contactar con la encía, estas bacterias provocan, como es natural, la reacción inflamatoria de la misma, es decir, la gingivitis.




Del mismo modo, las bacterias que se extienden bajo la encía pueden ocasionar progresivamente lesiones más profundas (destrucción de la encía, lesiones del ligamento alveolo dental, lesión del hueso alveolar que sujeta el diente). Estas lesiones profundas aflojan el diente, volviéndolo móvil poco a poco, lo que caracteriza la fase de periodontitis. La sujeción normal del periodonto al diente es destruida y migra hacia el extremo de la raíz (lo que equivale a pérdida de sujeción), donde se crea una bolsa periodontal. La profundidad de esta bolsa depende del nivel de recesión gingival concomitante.



Carlos Querol
Veterinario de la Fundación Amigos del Perro