22 de marzo de 2014

¿LOS PERROS PUEDEN COMER CHOCOLATE?


PERROS Y CHOCOLATE:

El chocolate es tóxico para los perros. Sí, así como suena. Veneno, sin más. Es el único parecido existente entre los perros y los auditores de Mundodisco (en el improbable caso de que no hayas leído aún El ladrón del tiempo de Terry Pratchett, te lo recomiendo vivamente).

El chocolate (el cacao, para ser exactos) tiene un componente, la teobromina, que altera el sistema nervioso del perro y aumenta la frecuencia cardíaca. En dosis suficientes puede causar convulsiones epilépticas e incluso la muerte del perro.

¿De qué dosis hablamos? Depende muchas cosas, el tipo de chocolate (es muy difícil intoxicarse con chocolate blanco, muy fácil con el negro), el tamaño y edad del perro, su estado de salud... Digamos que dos chocolatinas podrían ser fatales para un perro pequeño, si no recibe el tratamiento adecuado a tiempo.


Supongamos que nuestro perro pesa 10 kgs. Según Dog Owner’s Digest, mostraría síntomas de intoxicación con las siguientes cantidades:

Chocolate de hacer (cocinar) o negro: 6 grs. por kg. de peso del perro = 60 grs.
Cacao dulce (el de beber): 20grs. por kg. de peso del perro = 200 grs.
Chocolate con leche: 65 grs. por kg. de peso del perro = 650 grs.
Chocolate blanco: 12 kgs. por kg de peso del perro = 120 kgs.

Una chocolatina pesa alrededor de 40  grs., una tableta de chocolate pesa entre 100 y 150 grs., una tableta de chocolate para postres, 250 grs.


¿Cuáles son los síntomas? En las primeras horas, vómitos, diarrea o hiperactividad; según va pasando el tiempo y el tóxico se absorbe, aumenta la frecuencia cardíaca (pulsaciones), lo cual puede causar arritmia, insomnio, inquietud, hiperactividad, espasmos musculares, aumento de la micción o jadeo excesivo. Esto puede llevar a la hipertermia (fiebre alta), temblores musculares, convulsiones, coma, y finalmente la muerte.

¿Qué chocolate es el peor? el negro, cuanto más cacao más teobromina y por tanto más tóxico.

¿Qué hago? Si el perro ha comido chocolate en gran cantidad o muestra alguno de los síntomas indicados, lo primero es llamar al veterinario; probablemente éste nos indique que lo llevemos a su consulta, si es posible, o bien que le hagamos vomitar.

De momento no disponemos de datos contrastados sobre la toxicidad de la teobromina por acumulación (es decir, que se vaya “quedando” en los órganos y con muchas pequeñas cantidades, tenga el mismo efecto de envenenamiento que una dosis grande), pero en la duda...

Lo mejor es prevenir: no darle chocolate ni cacao, y procurar que todos los miembros de la familia conozcan el riesgo. Una vez que lo ha probado, y ya sabe que le gusta, es probable que intente conseguir más, así que evita que llegue a saborearlo. Aún así, si tu perro se las ingenia para zampárselo en un descuido, ¡llama al veterinario!

Fuente de los datos: Dog Owner’s Digest





Si tienes un truco infalible que quieres compartir, escríbenos. Y si tienes una duda o pregunta, también. Periódicamente publicaremos vuestros trucos y las preguntas con las respuestas de los expertos.

Correo electrónico: amigosdelperroblog@gmail.com