25 de abril de 2016

MI DÍA A DÍA

Me encanta dormir. A todos nos encanta dormir, pero a mí más. Duermo fácilmente, a todas horas y en todos los sitios. Qué suerte tengo de no tener que madrugar. Una vez que por fin despierto, me voy a dar un largo paseo por la calle. ¡Guauuuu! No hay nada mejor que eso. Bueno, vale, sí que lo hay, dormir. :)



Me gusta más que haga sol porque me hace feliz. La lluvia me moja, como a todos, claro. Y eso no me gusta mucho, salgo más ansiosa porque noto algo raro caer sobre mí que encima me da frío. Pero bueno, a lo que iba. Despierto y salgo a pasear. Me gusta dar largos paseos, al principio salgo un poco alocada porque me gusta tanto, que quiero ir muy rápido, pero no me dejan. Oigo decir a mi mami: "¡es que no me dan las piernas!" No sé qué le pasa, las mías son más cortas y puedo ir muy rápido... 



¡Anda! ¡Un papel! ¡Qué interesante! Voy a ver qué es. ¡Ay no! Un pajarito. ¡Corre mami quiero verlo más de cerca! ¿Qué es eso? ¿Comida? ¡Comida! ¡Yuju! 
— "¡No Kira!" — Oigo.
Jolines... ¿Pero qué pasa? Tiene muy buena pinta... ¡Espera, espera mamá! Una esquina con un olor muy interesante. ¡Espera! ¡Guauuuuuu! ¡Mucho mejor! ¡Un perro! Y viene hacia mí... Me voy a tumbar aquí mismo haciéndome la interesante hasta que venga, no se podrá resistir.

¡Eeeeeh! ¿Pero qué pasa? ¿Por qué cruzas? Miro a mi mami pidiendo una respuesta... Mami, si yo solo quería jugar... ¿No le gusto? ¿Es porque soy grande? No lo entiendo... 
— "No pasa nada mi amor, ¿quién es la más guapa del mundo? ¡Ay mi chiquitina!"

¡Guauuuu! Esto me gusta pero que mucho mucho. Sigue mami, más mimos, por favor. 
— "Ay mi niña bonita, la más preciosa, la más hermosa, la más... ¡Eh Kira!"
Hala mami, ya está bien, que pesada, solo quería un poco.

¡Por mis patas! ¡Otro perro! Ahá... Me voy a echar aquí cómodamente a esperar a que llegue para olernos un poco el culito...
¡Eeeeeh! ¿Pero qué pasa? ¿Por qué cruzas tú también? ¡Grrrrrrrrr! ¡Grrrrrrrr!
— "Shhhh... ¡Kira!"
Pero mami... ¡Gruño porque yo quería jugar y ahora estoy muy enfadada! Ya van dos que han cruzado...



Volvemos para casa, estoy triste. Yo veía a esos perritos con ganas de jugar, pero justo cuando iban a pasar a mi lado, se fueron. ¿Qué les pasa a estos perros de ahora? ¿Están locos? Ya no socializan como antes... Oigo a mamá decir que es todo culpa de la tecnología, pero no creo que este sea el caso... Muchas veces oigo a mamá decirle a la mamá o al papá del otro perro:
— "Tranquil@, que no hace nada."

¿Lo dice por mí? ¿¡Yo que voy a hacer!? ¡Si solo quiero jugar! Serán tontos...
Y muchas veces ellos le responden:
— "Bueno, yo no me fío, que estos perros son..."
¿Somos qué? ¿Qué somos? ¿Eh? Di. Venga. ¿El qué? Venga dilo porfa ¡Jo, qué nervios! ¿Qué somos? Mamá dice que muy guapos. Y muy cariñosos. Y muy juguetones. Y muy buenos. Y... Y... ¡Muchas cosas más! ¿Y tú? ¿Qué dices tú? ¿Qué somos? ¡Venga! ¡Venga! Mi rabo no puede moverse ya más rápido. ¡Qué emoción!
—"... Son peligrosos"

¿Peligrosos? ¿Mamá, que quiere decir? ¿Peligrosos? No me gusta esa palabra... Seguro que no es algo bonito como lo que tú me dices. ¿Qué es?
—"Nada cariño, tonterías. A la gente nos gusta hablar por hablar. Ellos no te conocen. Juzgan sin saber. A veces los humanos somos un poco tontos, pero tú no les hagas caso, tú eres la más buena del mundo".



¡Por cierto! Se me olvidaba, no me he presentado. Soy Kira, tengo poco más de un año y soy un Pitbull. Quizá, ese sea el problema. Cuando me entere mejor, ya os lo cuento. ¡Hasta pronto!

Sara Teleña