BUSCAR EN «HABLANDO CLARO»

Cargando...

7 de diciembre de 2016

QUERIDOS REYES MAGOS...

—¡Diciembre ya!
—¡Cómo pasa el tiempo!
—Ya te digo en nada Navidades, Año Nuevo...
—Y los Reyes Magos cargaditos de regalos...
Esta conversación la oí hace unos días en el albergue. Eran Puri y Lucía, las conozco por la voz, soy ciego. Mi nombre es Cuchi, el único habitante invidente del albergue y lo creáis o no, tiene sus privilegios jijijiji, pero eso os lo contare otro día.




¿Reyes Magos? ¿Regalos a porrillo?... suena muy bien, pero ¿qué/quiénes son? ni idea...

Así pensando... ¡es verdad! hubo un día que en el albergue había más gente de lo habitual, hubo ración extra de mimos y un olor especial inundaba el ambiente... snifff snifff ¡lata! ¡reguau! ¿Serían los Reyes? Tenía que averiguarlo.

Decidí preguntarle a Axel, llevaba mucho tiempo en el albergue y un día se fue con una familia humana, aunque no tuvo mucha suerte y volvió con nosotros. Él lo tenía que saber...
 —Sí, Cuchi, sé quiénes son, en casa de mis dueños venían todos los años. Y cuando llegaban ahí estaba yo para recibirles. Son tres humanos, con vestidos muy anchos y unas cosas raras que brillan mucho en la cabeza, no deben de ser de por aquí. Traen un montón de cajas con lazos, y cuando se despiertan los humanos se ponen muy contentos.
—¡Jo que guay!... ¿Y aquí porque no nos vienen a ver, Axel?
—Hay que escribirles una carta Cuchi. La enana-humana de la casa lo hacia todos los años, y luego íbamos al buzón a echarla. No hace falta sello, llega siempre, son magos y ya saben cuáles son para ellos.
—Pues sabes que te digo Axel... ¡que este año van a venir los Reyes a Pajomal! Y lo primero... ¡a escribir la carta!

AXEL Y PURI

Queridos Reyes Magos:

Soy Cuchi, tengo trece años y cuatro patas. Vivo en el albergue de Langreo junto a mis amigos, todos perros como yo sin hogar y mi familia son los titos Alex, Vero y Fer y todos los voluntarios que nos cuidan y achuchan.

He sabido que vosotros sois "magos" y que hacéis realidad lo que se os pide... pues ¡allá voy!

Aquí estamos muy a gusto, aunque echamos de menos un hogar calentito donde no tengamos que repartir los mimos, sobre todo los que alguna vez lo hemos tenido.

Sé que es muy complicado, somos muchos, pero nos conformaríamos con algún "caprichito" para hacer ese día especial... no sé, unas chuches, una correa nueva, un juguetito, una manta o un saquito de pienso...

Os doy las gracias en nombre de todos, porque sé que vais a hacer todo lo posible.
Un lametón enorme,

Cuchi

P.D: me acabo de enterar que hay que portarse bien para que haya "premio"... ejem, ejem... somos algo traviesos, solo un poquito... pero es porque a veces nos aburrimos un poquito y sinceramente... nos encanta chinchar a tito Alex jijiji. Estoy seguro de que no tiene mucha importancia y nos vais a traer muchas cositas.



Estimado Cuchi:

Soy Gaspar, uno de los Reyes Magos. Nunca contestamos ninguna carta, no obstante la tuya me ha llamado la atención y he querido hacerlo yo personalmente.

Decirte que sí hemos visitado el albergue en años anteriores, nos han llegado cartas de voluntarios del albergue pidiendo cositas para vosotros... así que recuerde, Maribel, Silvia, Lucio... nos las han hecho llegar y nosotros a su vez os hemos dejado los regalitos en el albergue solo que nunca nos habéis visto.

Nos encantaría que todos vosotros encontrarais un buen hogar, pero eso no está en nuestra mano, Cuchi. Debéis ser pacientes, todo llega.

Este año tenemos pensado daros una sorpresa especial, y nos van a ayudar los niños del C.P. El Bosquín de El Entrego. El día 22 de Diciembre iremos a visitarles para que nos den sus cartas y vosotros podréis pasar a recoger vuestros "regalos"; así entre todos lograremos que no solo tengáis un día especial sino que todas las fiestas sean especiales.

Un saludo Cuchi, nos vemos el 22.

SS.MM. Gaspar



Noemí Olmedo
Equipo de Formación
Amigos del Perro