Buscar este blog

16 de octubre de 2013

VOLUNTARIOS EN ACCIÓN: PURI GALLEGO






La voluntaria de los ppp, los perros potencialmente pegajosos, digo, peligrosos. Es difícil verla sin que tenga al lado algún perro; lo más fácil es encontrársela rodeada de unos cuantos. Cada fin de semana recorre 100 kms. para dar unas horas de cariño a los perros del albergue municipal de Langreo. Sin ella, su vida sería mucho más difícil.


¿Qué haces?

Pues dedico todos los domingos que puedo a pasear perros del albergue de Langreo, concretamente los considerados perros potencialmente peligrosos (ppp). Si hay algún evento como desfiles de perros en adopción, quedadas, excursiones etc. si puedo me apunto y siempre me suelo llevar también a un ppp.





¿Por qué lo haces?

Un día cotilleando por Internet vi que se hacía una quedada para ir a los albergues de Langreo y Serín a pasear perros y como me encantan los animales y en concreto los perros me apunté.

Aunque verlos metidos en jaulas hizo que se me cayera el alma al suelo y me dije no vuelvo, fue más fuerte el pensamiento de que si volvía los perros que sacara disfrutarían de un rato de libertad, mimos, juegos con otros perros etc. Así que volví y ya llevo 3 años y medio... no se puede explicar con palabras todo lo que ellos te aportan.

En cuanto a porqué saco solo a los ppp es por que cuando empecé me enamoré de un perro que era ppp y para poder llevarlo a desfiles, eventos y demás tenia que tener la licencia que la ley obliga tener para estos perros. La presidenta de amigos del perro me animó a sacar la licencia y a día de hoy como hay varios ppp y yo tengo la licencia pues los saco yo.






¿Qué consejo darías a los nuevos voluntarios?


Primero que se informen bien de lo que conlleva ser voluntario para así saber si es lo que creían o esperaban.

Que sean conscientes de que tratan con animales y que hay que ser prudente y responsable en todo momento.


Y lo principal que disfruten, que disfruten a tope de los perros, que no les de miedo mancharse, tirarse al suelo con ellos, jugar, correr, en definitiva pasárselo pipa... hablándolo con otros voluntarios casi todos decimos que esto de ir a pasearlos es adictivo, engancha; probadlo y lo veréis.